TOP: 7 datos sobre el embarazo que te sorprenderá conocer

Un embarazo es un símbolo muy fuerte que implica el renacimiento de la humanidad. Es una oportunidad de vida para descubrir las bondades y maldades de un mundo, de modo que se nos permita (a todos) a ser felices. 

Para que este proceso tenga lugar, es necesario que el cuerpo de una mujer empiece un proceso de adaptación biológica y orgánica. Estos cambios se dan durante más de nueves meses, y muchos de ellos ni siquiera sabemos que existen. Te compartimos siete datos que ignorabas del embarazo: 



– El parto pudo llegar a lograrse gracias a una fuerza centrífuga. En la década de los 60, Charlotte y George Blonksy inventaron un aparato que facilitaba el trabajo del parto a través de la ayuda de la fuerza centrífuga. Se diseñó para ayudar a los esfuerzos naturales de la mamá, de modo que ella y la fuerza centrífuga puedan facilitar la salida del bebé. 

– La depresión posparto no siempre es posparto ni depresión. Varios estudios han encontrado que los síntomas depresivos pueden darse durante el embarazo, desarrollándose probablemente en cualquier momento del primer año después del parto. Además, no siempre los síntomas son de depresión, sino también pueden tratarse de enfermedades emocionales como la ansiedad, trastorno bipolar, trastorno obsesivo compulsivo, entre otros. 

– Durante el embarazo se planta parte del microbioma. Cada uno de nuestros cuerpos es un ecosistema, con más de 100 trillones de bacterias llamas “microbiomas”. Muchas de éstas se encuentran en el estómago del bebé. 

– La placenta es muy similar a tu boca. Estudios encontraron que, al comparar las bacterias de la placenta de mujeres embarazadas con las bacterias de la piel (oral, nasal, vaginal, estomacal) de mujeres no embarazadas, encontraron que los microorganismos de la placenta se parecían a los de la boca. 

– Estados Unidos es el país más caro para dar a luz… ¡desde 1996!

– El parto es sorpresivamente un evento de alto riesgo, en especial para las cabezas de los bebés. 

– Además que es muy largo y doloroso. Para que el bebé salga del vientre, es necesario que el cervix se dilate hasta 10 centímetros, tomando en ocasiones mucho tiempo. 

Comments are closed.