Secretaría de Economía y PROFECO suspenden venta de presentaciones de quesos y yogurt por violar normas oficiales

La Cámara Nacional de los Industriales (CANILEC) de la Leche informa que se iniciarán mesas de trabajo con las autoridades para hacer las debidas aclaraciones y levantar la suspensión de venta de los productos sancionados.

Esta semana la Secretaría de Economía informó que con la asistencia de la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) comprobó que productos denominados “queso” y “yogurt natural” no cumplen con lo establecido en las Normas Oficiales Mexicanas por lo que “ordenó la prohibición inmediata para su comercialización”.



La dependencia gubernamental enlistó que los principales incumplimientos detectados son:

  • Utilizar la leyenda 100 por ciento leche sin serlo
  • Adicionar grasa vegetal para sustituir la leche que deberían contener en su elaboración.
  • Proporcionar un menor gramaje que el declarado en la etiqueta como “contenido neto”.
  • No informar en la superficie principal de exhibición el porcentaje de uso de caseinatos para la elaboración de queso.

Las marchas involucradas de los productos a los que se les impuso la prohibición de su venta son:

FUD, NOCHEBUENA, PREMIER PLUS CUADRITOS, SWAN, CAPERUCITA, BURR, PRECISSIMO, FRANKLY, SELECTO BRAND, GALBANI, LALA, EL PARRAL, PORTALES, WALTER, SARGENTO, CFREMERÍA COVANDONGA, AURRERÁ, PHILADELPHIA.

En lo que se refiere a productos denominados como “yogurt natural”, los incumplimientos, informa la Secretaría de Economía, son dos: adicionar azúcares y no cumplir con el contenido mínimo de leche.

Los productos sancionados son: Danone Bene Gastro y Danone Natural. 

Además de la prohibición para su comercialización, el gobierno impondrá a las empresas multas previstas en la Ley de Infraestructura de Calidad y alerta que PROFECO continuará con las tareas de verificación y vigilancia del mercado para garantizar que los productos y servicios cumplan con las Normas Oficiales Mexicanas.

Por su parte, la CANILEC emitió un comunicado en el que manifiesta su disposición para trabajar “con las autoridades y las empresas involucradas para aclarar la situación y documentar el debido cumplimiento de la normatividad vigente y, en su caso, agilizar la corrección de las observaciones realizadas”.

Y aprovechó para precisar que la sanción se remite a presentaciones particulares y no a las marcas en su conjunto, que las faltas se relacionan “con información comercial plasmada en los empaques” y que as observaciones gubernamentales “se refieren a imprecisiones o errores en la forma de declarar el nombre o denominación del producto, los ingredientes, el país de origen, o la omisión en la etiqueta de algunos parámetros en el queso como la humedad, grasa y proteína”.

La CANILEC asegura que “en meses anteriores las empresas solventaron en tiempo y forma las observaciones realizadas” y se ofrece como mediadora con las partes involucradas durante el proceso administrativo.

Varias empresas en lo individual fijaron su postura ante la sanción. Qualtia, a la que pertenecen los quesos sancionados Zwan de 400 gramos, manchego Zwan de 400 gramos, manchego deslactosado Caperucita de 400 gramos, parmesado Sargento de 141 gramos y manchego Walter de 400 gramos, afirma que sus quesos son 100 por ciento de leche y que cumplen con la NOM 223 SCFI /SAGARPA 2018 de queso.

Afirman que están en contacto con las autoridades para aclarar la situación y frenar la desinformación.

Por su parte, la empresa FUD coincide con la CANILEC en señalar que el comunicado de la Secretaría de Economía se refiere a la “declaración de ingredientes” de 4 de sus presentaciones: FUD Panela 200 gramos, FUD Panela de 400 gramos, FUD Panela Cuadrados 300 gramos y FUD Cuida +, Queso tipo manchego rebanado 140 gramos aunque asegura que cumplen con lo establecido por la normatividad.

Por su parte, Danone afirma que atendió las observaciones de PROFECO. Especifica que a solicitud de las autoridades se agregó la palabra “sabor” y que “ahora hacemos llegar a nuestros clientes productos con el etiquetado solicitado” por lo que consideran que la sanción “no es adecuada ni necesaria” y que ya están haciendo las gestiones necesarias para aclarar el tema.

Por último, la marca Philadelphia informó en un comunicado que “el producto al que hace referencia la autoridad es únicamente el queso fundido tipo americano en rebanadas en sus dos presentaciones ‘reducido en grasa’ y ‘normal’. Es decir, no afecta al producto tradicional que todos conocemos. 

Asegura que no recibieron “una notificación oportuna sobre el inicio de este procedimiento administrativo” y que el pasado mes de septiembre el propio Laboratorio Nacional de Protección al Consumidor de PROFECO “emitió resultados favorables en cuanto al estudio de calidad que realizó a nuestro producto”. Finalmente ofrecen “un diálogo cordial con las autoridades”. 

 

 

 

Deja un comentario