fbpx
Crianza

“Ningún niño o niña debe sentirse feo”

  • Hace un par de años en la entrega de premios MTV Video Music Awards, la famosa cantante Pink dio un conmovedor discurso a su pequeña hija, porque le dijo que se sentía “la niña más fea”, hoy retomamos su mensaje y te damos consejos para fortalecer la autoestima de tus hijos.

Le pasó a Pink, me ha pasado a mí, y te puedo apostar que te ha pasado a ti o a alguien cercano, ese gélido momento en que tu pequeño o pequeña dicen que no se sienten lindos, o no sólo eso, te dicen “soy feo” o “soy fea”. Y entonces uno se escandaliza, como ese pequeño ser que es lo más hermoso que hemos visto no puede entender que es hermoso, que los días se iluminan con su sonrisa y que esos ojos grandes llenos de curiosidad son las estrellas en las que pedimos nuestros deseos.

Al recibir su premio, Pink cuenta que fue lo que hizo el día que su hija le dijo que era fea, la cantante preparó una presentación en Power Point en donde le mostro gente que ha sido muy exitosa y considerada hermosa por muchos, en un estilo muy peculiar, rompiendo estereotipos y siendo auténticos, personajes como David Bowie, Annie Lennox o ella misma. Y le aconseja ser fiel a su verdad y encontrar la belleza en lo que ella es.

La autoestima es algo que tenemos nutrir tanto como su cuerpo y mente, es el alimento del alma y corazón. Y es, sin duda, lo que los hará llegar muy lejos. Aquí te compartimos consejos para que fortalezcan su autoestima:

  • Dale responsabilidades, permítele que se sienta útil, es importante que no lo sobreprotejamos, si quiere alzar su plato, déjalo, y si se tropieza y algo cae, no pasa nada, enséñale esa costra que tienes en la rodilla por caerte de pequeña, o esa mancha que dejaste el otro día en la pared, y que no se ha quitado, porque te tropezaste con tu café en mano. Dale su plato e invítalo a que concluya lo que empezó.
  • Déjalo tomar decisiones, si van a ir al parque y quiere ponerse la chamarra amarilla que no va para nada con su ropa, déjalo, y dile que es un o una fashionista. Al alzar su cuarto pregúntale que cobija le gustaría que pusieran en su cama esa semana, o de que color quiere que pinten su cuarto –eso sí si es un color que lo pueda estimular de más, colócalo sólo en una pared-.
  • Refuerza sus logros y evita el castigo, cuando se trata de poner límites es muy complicado distinguir la delgada línea entre enseñarlos a responsabilizarse o aplicar castigos que lo hacen sentir anulado. Pero cuando se trata de logros es muy sencillo, exprésale que te sientes muy orgullosa de lo que ha logrado.
  • Por último pero no menos importante. Evita comparaciones, mi madre decía que los hijos son como los dedos de la mano, todos son distintos pero cada uno tiene una función indispensable, yo lo llamo talento, todos los tienen, sólo se trata de ayudarlos a descubrirlo, no hay nada peor que la comparación entre hermanos. Como decía Einstein.

Todo mundo es un genio, pero si juzgas a un pez por su habilidad para trepar un árbol, vivirá toda su vida creyendo que es estúpido”

Y otra cosa que yo considero muy importante es mejorar nuestra propia autoestima, si nos escuchan decir que somos feas, o que estamos pasadas de peso, o añorar nuestros años mozos, el mensaje es muy claro, recuerda que no hay lección más efectiva que la que se da con el ejemplo, quiérete y quiérelos y recordemos que todos somos hermosos porque la belleza está en el ojo de quién la ve.

Artículo AnteriorPróximo Artículo

Alojado en Next.LA