Madre decide dar a luz a su bebé sin cerebro para donar sus órganos.

Tener un hijo es una de las experiencias más especiales y únicas en la vida de las mujeres y de sus parejas. Sin embargo, hay casos donde esta experiencia se vuelve un dolorosa para los padres debido a complicaciones o situaciones de salud de la madre o del hijo y esto nos recuerda el inmenso amor y fortaleza de los padres.

Este es el caso de una madre que, a pesar de saber que su bebé nacerá sin cerebro y morirá, ha optado por seguir adelante con el embarazo. Y la pregunta obligada es ¿Por qué? Pues en este caso los padres han decidido donar los órganos del bebé al nacer.



Aquí la historia, Los padres de Eva son Keri Young y su marido Royce, su bebé padece una enfermedad terminal la cual es llamada anencefalia, y que produce la falta de partes importantes del cerebro o el cráneo, y por lo tanto provoca la muerte a las pocas horas de nacer. Esta condición le ha sido detectada a Eva en el útero y es causal de poder optar por la terminación del embarazo.

Keri Young y su marido Royce se enteraron de este padecimiento en la consulta  cuando su embarazo enfilaba la semana 19. El bebé que esperaban no había desarrollado el cerebro.

Esto debido a la anencefalia que supone un grave defecto en el desarrollo del feto, que implica el fracaso en la formación del extremo encefálico, causando la falta total o parcial del cerebro, cráneo y cuero cabelludo.

Ante el triste pronóstico, la madre preguntó a su médico si era posible llevar adelante el embarazo para poder donar los órganos de Eva, su bebé, a otros recién nacidos enfermos que pudieran necesitarlo. Royce Young, abrumado por la valentía y solidaridad de su esposa, ha hecho pública la historia de su lucha desinteresada. Keri sufre cada día los males de un proceso de gestación que no tendrá ninguna compensación posterior, ya que su hija solo tendrá unos días o meses de vida, tal y como explica su marido en un texto publicado en las redes sociales:

“En todo momento de cada día ella recuerda que lleva adentro suyo una bebé que morirá. Su espalda le duele. Sus pies le duelen. Todas las cosas súper divertidas del embarazo le están pasando. Pero la luz al final del túnel de sus nueve meses se convertirá en una oscuridad que ella no habrá sentido un par de horas o días antes del nacimiento. Ella es quien tendrá que lidiar con todo lo que implica tener un bebé, la leche que le va a salir, el proceso de recuperación, etc., pero sin un suave y bello recién nacido al que mirar para recordar que todo eso valió la pena”.

Keri Young no tardó mucho en considerar que su decisión podría ser el milagro que estaban esperando otras familias con bebés enfermos, y aceptó que Eva fuese ese milagro. Su pareja explica esta difícil elección como un modo de caminar hacia la vida, y no hacia un final, sin embargo, para otras familias nacerá la esperanza de vida para sus hijos, el parto esta previsto para el mes de mayo.

Fuentes: CNN en español , eldiariony

También puedes leer: Visitas en el hospital después de dar a luz, ¿si o no? , Pequeños destellos de luz en el vientre estimulan la salud visual