Animales que no son mascotas

Tortuga bebé

Adquirir una mascota cambia nuestra vida, ayuda a nuestros hijos a mejorar su relación con el medio ambiente y la naturaleza, así como su sistema inmunológico y nervioso ya que su presencia es un relajante natural de igual forma está comprobado que acariciarla reduce el estrés, la ansiedad y la presión sanguínea.



Sin embargo el tipo de compañero que elijamos es muy importante, si los más pequeños del hogar tienen entre 3 y 5 años debemos tomar en cuenta que la mayor parte del aseo y cuidado recaerán sobre nosotros a demás al adquirir un cachorro debemos tomar en cuenta que este crecerá por lo que la elección es muy importante y no debe ser tomada a la ligera.

Existen muchos animales en el mercado y desafortunadamente no todos se adquieren de manera legal para su venta, esto significa que algunas especies son sacadas de su hábitat natural para comerciar con ellas, esto disminuye su costo pero tiene un alto impacto en la naturaleza debido a que ocasiona la pérdida del equilibrio ecológico y un daño al animal no acostumbrado al encierro. Poseer una mascota “exótica” está de moda pero, poco se sabe del cuidado de especies salvajes que se capturan de manera indiscriminada por su belleza o rareza:aves, mamíferos, reptiles e insectos son víctimas de este comercio ilegal.

El kinkajou es un mamífero pequeño que suele ser sacado de su hábitat por su belleza, esta “mascota” por ejemplo no está acostumbrada al contacto y suele ser muy territorial por lo que tiende a morder y arañar muebles o a su dueño, al ser un animal nocturno las personas suelen modificar su ciclo cansándolo durante el día para poder dormir por las noches, los monos pequeños sufren de igual forma un cambio en sus actividades al ser adoptados como “mascota” ya que su instinto los hace inquietos y destructivos dentro de un hogar sin mencionar las actividades poco higiénicas que ellos realizan con sus heces fecales.

Otros animales un poco menos exóticos pero cada vez más comunes en los hogares son los periquitos como “El Periquito Pecho Sucio” que ha ganado popularidad gracias a su inteligencia y a la habilidad de aprender diferentes palabras sin embargo esta ave es capturada mediante el robo de nidos en áreas salvajes.

Las tortugas de tierra y los geckos son animales que se adaptan fácilmente pero que implican un riesgo sanitario ya que es fácil que sean portadores de enfermedades; las tarántulas requieren de cuidados estrictos para  no contagiar a los humanos de alguna enfermedad, las diferentes especies que se venden suelen ser muy diferentes entre sí por lo que no es posible conocer perfectamente que es lo que podría alterarlas ocasionando una mordedura o el lanzamiento de pequeños pelos del abdomen que causan molestia e irritación a la piel.

Muchas veces olvidamos que antes de adquirir una mascota debemos tomar en cuenta ¿por qué queremos una mascota?, ¿tenemos tiempo para atenderla?, ¿contamos con un espacio para ella?, ¿nuestro estilo de vida se adapta a una mascota? Estas son solo algunas de las cuestiones a considerar antes de adquirir un amigo nuevo para la familia.

Adquirir alguno de estos animales puede propiciar el aumento en la captura silvestre peligrando a las especies, el equilibrio ecológico y al medio ambiente.

*Contenido cortesía de Pronatura AC

pronatura