Creativas adaptaciones de películas que creerías poco adecuadas para niños (IMÁGENES)

El artista de Pixar, Josh Cooley, se ha encargado de trascender estas escenas icónicas para un público diferente: los niños. Su objetivo es que gradualmente se familiaricen con películas caracterizadas por su violencia, como Pulp Fiction (Quentin Tarantino, 1994), Goodfellas (Martin Scorsese,1990), The Godfather (Francis Ford Coppola,1972), The Shining (Stanley Kubrick, 1989) o The Silence of the Lambs (Jonathan Demme, 1991); de este modo, cuando las vean, puedan ubicar esos momentos sin mayores sobresaltos.