¿Piojos? Elimina esta plaga siguiendo estos sencillos consejos

Las plagas de piojos es algo muy común que sucede en las escuelas. Sin embargo, no es placentero ni higiénico tener un hormiguero de piojos recorriendo la cabeza. Por lo que te compartimos algunos consejos útiles para prevenir los piojos… –pero primero que nada, ¿qué se siente tener piojos?–.

Los piojos son pequeños bichos de color blanco, marrón o gris oscuro. Se encuentran regularmente en la zona de las orejas y la parte trasera del cuello, lugares donde logran alimentarse de la sangre humana. Provocan una sensación de picazón en la cabeza, principalmente en el cuello, durante semanas o meses. Por ello es importante revisar con peines las cabelleras húmedas de nuestros hijos para detectar la infección. 



¿Qué se debe hacer para prevenir el contagio de piojos?

Primero que nada, enseña a los niños la importancia de no compartir ciertos objetos; como sombreros, cintas para el cabello, accesorios para el cabello, almohadas, peines o cualquier cosa que esté en contacto director cabeza con cabeza entre el portador y el portador potencial.

En lugar de tratarlos como si fuera una enfermedad infecciosa, ten cuidado con aquellos que han tenido piojos pues en el conocimiento está en el poder. Si alguien conocido tuvo piojos –y apenas está recibiendo tratamiento–, espera dos semanas para que el tratamiento tenga efectos. Mientras tanto, procura no tener contacto con sus prendas.

Por otro lado, evita fumigar o usar algún spray químico, pues al inhalarlo –o ingerirlo– puede provocar graves consecuencias en la salud. En su lugar, lava regularmente lo que se ha puesto tu hijo; incluyendo las sábanas, cualquier prenda que se ha puesto en las últimas 48 horas, los peluches, peines, cepillos, ligas o cintas para el cabello, pasadores etcétera. Lávalos con agua caliente y después mételos a la secadora durante 20 minutos.

Mientras tanto, lava el cabello con agua templada con productos para el cuidado capilar, alcohol isopropílico o champú medicinal. También cepilla el cabello con peines mientras colocas el producto correcto para repeler los piojos; tales como el aceite del árbol de té –también conocido como tea tree–, aceite de coco, aceite de mentol, eucalipto, lavanda o de romero, entre otros.

En la casa, aspira el suelo o la tapicería para evitar una colonia de piojos. Aspira a profundidad y golpea cualquier zona alfombrada o tapizada donde los piojos puedan reproducirse o entrar en contacto con una persona.