TOP: 5 actividades cotidianas que fortalecerán tu salud física, emocional y mental

En un sólo segundo, el cuerpo humano es capaz de realizar simultáneamente más de 500 movimientos internos, los cuales pueden resultar en una sonrisa, una inhalación y exhalación, el movimiento de un dedo o del pie. Sin embargo, el envejecimiento y el estilo de vida tienen el poder de influenciar en el óptimo funcionamiento de estos movimientos internos; por lo que hemos decidido compartirte unos neuroconsejos para potencializar la salud física, emocional y mental de ti y tus pequeños:

1. La música genera cambios en todo nuestro organismo.



Sin darnos cuenta, la música aumenta la frecuencia cardíaca, la respiración y temperatura corporal; además que se liberan grandes cantidades de dopamina, este neurotransmisor más comúnmente asociado con la sensación de placer. La música nos llena de goce y bienestar, brindándonos un estado óptimo para aprender e involucrarnos en actividades creativas.

2. Reír en promedio 15 minutos al día mejora la salud.

Reírse al menos 15 minutos diarios fortalece el sistema inmunológico, reduciendo las probabilidades de sufrir una enfermedad cardiovascular y cerebrovascular; así como de padecer dolores de cabeza. Prácticamente reír hace que la expectativa de vida sea mayor.

3. El dinero hace a la felicidad por un lapso de tiempo.

Estudios de la Universidad de Chicago, en EE.UU., evaluaron a distintas personas que ganaron la lotería. El resultado demostró que estas personas manifestaban una gran sensación de alegría a corto plazo, pero con el paso del tiempo sus índices de felicidad regresaron al promedio general de la gente:

El dinero les permite realizar actividades que anteriormente no estaban a su alcance, los ganadores se acostumbraban a su nuevo estilo de vida y desde ese momento comenzaban a querer más de lo que poseían. Parte de esto era impulsado porque, al mudarse a lugares más lujosos, comenzaban a compararse con sus nuevos vecinos.

4. La música es una gran aliada para combatir situaciones estresantes.

La Universidad de Monash, en Australia, realizó investigaciones en numerosos ambientes educativos para observar cómo los alumnos reaccionaban en exámenes de redacción. Se concluyó que quienes realizaban esta tarea en aulas silenciosas, sufren un aumento en niveles de estrés y en presión arterial, mientras que los que escuchaban música clásica, mantenían sus signos vitales mucho más estables.

5. Evita los dulces y haz ejercicios para mejorar la memoria.

Los elevados niveles de glucosa que pueden desencadenarse por una alimentación alta en azúcares producen una disminución en el funcionamiento del giro dentado, una de las áreas vitales del cerebro para la memoria, según concluyó una investigación realizada por la Universidad del Columbia. Para evitar esto, practica ejercicio con regularidad para aumentar el rendimiento de dicha área, ayudando a recordar lo aprendido con mayor facilidad:

La actividad física reduce los niveles de glucemia, además de ocasionar un incremento de neurotrofinas, moléculas que secretan las células nerviosas y actúan como alimento para mantenerlas saludables y activas.