Estudio revela que la lactancia prolongada aumenta la inteligencia y el éxito

La duración de la lactancia ha sido una de las polémicas más presentes en el tema de la crianza. Hay quienes dicen que lo ideal es reducirla a unos cuantos meses después del parto; mientras que otrxs argumentan la mejoría que implica dejar al pequeñx elegir el momento indicado. Inclusive existe un debate acerca de cuán inmoral es darle leche al bebé en público.

Para la tranquilidad de muchas de nuestras madres, un estudio muestra el beneficio de prolongar la lactancia. Y es que, de acuerdo con el investigador Bernardo Lessa Horta de la Federal University de Pelotas (Brasil), mientras más tiempo tarde la lactancia, el/la bebé será más proclive a aumentar su inteligencia durante la época de la educación formal, la edad adulta y la senectud.



En este estudio longitudinal, donde se observaron a alrededor de 3 500 bebés durante un periodo de 30 años, se demostró que la lactancia ofrece muchos beneficios a corto plazo, como la disminución en el riesgo de muerte derivado por enfermedades infecciosas; y a largo plazo, como una mejoría en el ámbito de la inteligencia. 

Los efectos de la lactancia en el desarrollo del cerebro y la inteligencia del niño se establecieron bastante bien. […] Nuestro estudio provee la primera evidencia que una lactancia prolongada no sólo incrementa  la inteligencia durante 30 años, también tiene un impacto a nivel individual y social ya que mejora el desempeño educacional y las habilidades asociadas con las ganancias. […] Lo que es peculiar en este estudio es el hecho de que, en la población analizada, la lactancia no era común en mujeres con estudios e ingresos superiores.

La investigación muestra que aquella persona que tuvo una lactancia prolongada, alcanzó mejores resultados en su vida adulto. Y esta diferencia fue significativa. Es decir que, si unx niñx fue amamantado durante un año entero, entonces sus niveles de CI aumentaron cuatro puntos, en comparación con un infante que sólo fue recibió leche materna durante un mes, quienes en la vida adulta solían tener menos títulos educativos y un menor ingreso económico.

La teoría indica que la lactancia es un estímulo de motivación para lxs niños, quienes reciben una larga cadena de ácidos grasos saturados a través de la leche y la cual es esencial para el desarrollo óptimo del cerebro. Además, la cercanía entre madre e hijx permite el implemento de un apego seguro, fomentando seguridad en las habilidades a desarrollar.