Las mujeres más inteligentes son las que menos se casan, estudio confirma

Desde la infancia, a las niñas nos enseñan la predominancia del amor (principalmente, de una pareja) en nuestra vida. Si bien se nos exige, en el mejor de los casos, alcanzar el grado universitario de la licenciatura, también se espera que nos casemos y formemos una familia. Por tanto, ¿qué pasa cuando una mujer altera esta expectativa social y decide dedicarse a su trabajo o a sus estudios en lugar de un matrimonio e, incluso, hijos?

Además de ser tildadas como “quedadas”, estas mujeres tienen algo en común… Y de acuerdo con un estudio realizado por varias universidades inglesas, el 40 por ciento de las mujeres que son exitosas profesionalmente (o tienen estudios de posgrado) tienen menor probabilidad de casarse.



En este estudio se analizó durante 40 años a un grupo de 900 mujeres y hombres, a quienes se observaron desde que tenían once años de edad. Se percibió con regularidad que las mujeres que deciden seguir con estudios superiores, alentadas por sus capacidades y motivaciones intelectuales a seguir creciendo profesionalmente, prefieren “esperar” a una pareja que sea inteligente, aguda y activa. Por ello, eso no significa que no quieran casarse.

20120205-221535

Paul Brown, psicólogo de la Universidad de Nottingham, explica que “las mujeres quieren más independencia, pero a la vez todos buscamos relaciones. La paradoja de la posición post-feminista está en crear un sistema social en el que la independencia y la interdependencia puedan florecer”. De modo que esta paradoja requiere de un nuevo enfoque donde el éxito profesional pueda mezclarse con un análisis introspectivo, y así general un autoconocimiento que permita establecer nuestra ubicación emocional en un mapa del amor de pareja: ¿cómo deseamos que sea nuestra pareja?, ¿cómo soy yo para establecerme con una pareja?, ¿cuánto influye tu coeficiente intelectual que no permite casarte?, ¿cuánto estoy dispuesta a dar (invertir) en una relación?, ¿cuán dispuesta estoy a recibir el amor que creo merecer?