¿La cerveza ayuda a producir leche materna durante la lactancia?

Últimamente se ha promovido la lactancia como método de vinculación y alimentación entre madre e hijo. Sin embargo, ¿qué pasa cuando, a pesar de los deseos más fervientes, no puedes amamantar por causas orgánicas (biológicas)?

La data científica ha demostrado que los azúcares que se encuentran en la cebada de la cerveza, son son capaces de inducir la secreción de prolactina -la responsable de la producción de leche materna. Además, la cerveza brinda endorfinas y serotonina (neurotransmisor de la relajación), los cuales pudieran contribuir al a lactancia cuando la nueva madre está bajo estrés y con dificultades para amamantar.

Aunque, a pesar de los beneficios de la cerveza, es importante tomar en consideración que el alcohol diario durante el amamantamiento puede provocar graves consecuencias en la salud del pequeño. Por tanto, la cerveza sin alcohol puede tener el mismo efecto.

La cerveza es nutritiva. Ella sí bebe / Ella no bebe
La cerveza es nutritiva. Ella sí bebe / Ella no bebe

De acuerdo con Andrés Blanco, médico cirujano especialista en pediatría:

Los niveles de alcohol en la leche materna pueden llegar a su punto máximo unos 90 minutos después de que se haya consumido la bebida. Aun si no consumes una cantidad significativa de alcohol, recuerda que tu bebé es mucho más pequeño que tú y que un poquito de alcohol puede ser mucho para él.

Además, sociedades mundiales de pediatría, tales como la Academia Estadounidense de Pediatría, recomiendan no consumir bebidas alcohólicas durante la lactancia, sólo con excepción de una pequeña bebida ocasional. Se sugiere esperar por lo menos dos horas para lactar al bebé después de haber consumido alcohol.

Redacción

Redacción

Comparte el artículo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email