Estos alimentos se conservan mejor a temperatura ambiente que en el refrigerador

Para mantener una dieta equilibrada y saludable se requiere un cuidado especial en nuestra alimentación. Debemos estar al tanto desde la comida que elegimos, cómo la conservamos fresca e, incluso, la cocinamos.

De ese modo, con el fin de evitar enfermarnos, tomamos ciertas precauciones: como lavarnos las manos con frecuencia, cambiar frecuentemente las esponjas y toallas para platos para impedir la proliferación de gérmenes, limpiar los abrelatas, batidoras y mesas, verificar la temperatura tanto del congelador como del refrigerador, mantener el refrigerador organizado y distribuido para que el aire circule con facilidad, guardar en el congelador la carne y pescado en bolsas si se va a guardar por más de dos días, entre otros.



Sin embargo, ¿cuáles son los alimentos que deben mantenerse lejos del refrigerador? Además de los enlatados o en polvo, existe cierta comida que debería conservarse a temperatura ambiente tanto por el sabor como su sanidad. Aquí te compartimos diez de esos alimentos:

  1. Jitomates. Al colocarlos en el refrigerador, se altera su procedimiento de maduración, perdiendo textura y sabor. De acuerdo con Harold McGee’s On Food and Cooking, el frío rompe las membranas internas de las frutas y verduras, volviéndolas almidonados.
  2. Albahaca. Irónicamente, la albahaca se marchitará más rápido si se mantiene en el refrigerador, absorbiendo los olores de la comida de su alrededor. En caso que desees mantenerlo conservado, es recomendable pelarlo y luego congelarlo.
  3. Papas. Mantener la papa en el refrigerador convertirá más rápido su almidón en azúcar. En su lugar, envuélvelos en una bolsa o pedazos de papel y déjalos en un lugar fresco (no frío).
  4. Cebollas. La humedad del refrigerador convertirá a la cebolla en un alimento suave y mohoso. Para evitarlo, colócalo en un área seca y fresca.
  5. Aguacate. Si lo que quieres es que los aguacates maduren, no los pongas en el refrigerador: sino, colócalos en una bolsa de papel y déjalos en un lugar fresco. Sin embargo, si el aguacate está para usarse inmediatamente, puedes conservarlos durante unas horas en el refrigerador.
  6. Ajo. El ajo empezará a adquirir moho si se mantiene en el refrigerador. Mejor, colócalo en un lugar seco y fresco.
  7. Pan. A menos que sea pan en rebanadas que usarás en unos días (cuatro días aproximados), mantenlo fuera del refrigerador. En caso que lo metas en el refrigerador, amárralo bien para retener su humedad y frescura.
  8. Aceite de oliva. Este aceite necesita mantenerse en un espacio oscuro y fresco; mas no en el refrigerador, donde se condensará y adquirirá una consistencia similar a la mantequilla.
  9. Café. Al mantenerlo en el refrigerador, perderá su sabor y adquirirá el olor de los alimentos de alrededor. Es mejor colocarlo en una estancia oscura y fresca, donde retendrá su sabor y frescura. Aunque puedes conservar grandes cantidades de café en el congelador.
  10. Miel. Guardar la miel en el refrigerador, provocará que se cristalice (perdiendo sus propiedades medicinales).