¿Conoces cuál es la relación entre la meditación y un mejor desempeño sexual?

¿Qué relación puede existir entre la meditación y un mejor desempeño sexual?  La mayoría de nosotrxs estamos estresados por el trabajo, la escuela, las relaciones de pareja, el dinero, enfermedades, entre otros. Este estrés segrega cantidades excesivas de cortisol  y adrenalina, disminuyendo así el deseo y el desempeño sexual (entre otras consecuencias).

De acuerdo con National Library of Medicine, la persona que medita alrededor de 30 minutos al día durante ocho semanas, adquiere cambios en la densidad de materia gris en su cerebro, la cual se asocia con la memoria, el aprendizaje, el sentido del ser, la empatía, la ansiedad y, sí, también el estrés.



Por lo que, la meditación se convierte así en una herramienta (eficaz) para mejorar el erotismo en tu vida; ya que esta práctica brinda un descanso profundo (proporcionando más energía durante el encuentro), disminuye el estrés y por lo tanto sientes una mayor intensidad en el deseo sexual así como del mismo orgasmo,  hace que estés en el presente (y por lo tanto menos distraído), ayuda a encontrar la felicidad en uno mismo, incrementa las neuronas de espejo pareciendo que es una cualidad intuitiva en relación con el placer de tu pareja, entre otros beneficios.

Y sólo basta con brindarte unos minutos de plena consciencia a tu vida. Analiza cuán importante es, para ti, vivir una vida en el presente y en plena consciencia. Integra la meditación a tus rutinas diarias (la limpieza, las clases, el trabajo, el ejercicio, etcétera). Apreciar los momentos breves en que se está realmente viviendo: en la que estás vivo y se aprecia lo que te está sucediendo, y es posible disfrutarlo.

Algunos consejos que pueden ayudar a esta meditación del aquí y del ahora, es la postura corporal ya que ésta influye en el estado de ánimo: camina y siéntate derecho, coloca tu cabeza en balance y en una posición erecta; muévete de manera relajada. En el mismo proceso, respira profundamente permitiendo que el oxígeno fluya  a lo largo de tu cuerpo.

Sólo quédate ahí, dándote cuenta cuán hermoso es simplemente ser. El simple hecho de que no siempre tienes cosas que hacer. Cuán hermoso es sólo estar ahí parado y sólo ser…

Fotografía principal: Apollonia Saint Clair