El habitante marino no deseado: el plástico

De fácil transformación, imperecedero y resistente, así es el nuevo habitante de los océanos. Este peculiar visitante en nuestros mares no es ninguna especie nueva en los acuíferos, tampoco se trata de una historia mítica ni de una exageración, hablamos del plástico.

Así es, este producto tan utilizado por todos nosotros es el nuevo nativo de los océanos. Su lugar invasor en este espacio enciende una alerta urgente ya que no es algo natural y  representa un problema para los ecosistemas marinos y todas las creaturas que ahí residen.



Se estima que desde 1950 se han producido unos 6.000 millones de toneladas de este material, suficiente como para cubrir todo el Planeta con una envoltura de plástico. Esto significa que decenas de toneladas de este producto invaden el ecosistema marino poniendo en peligro a las diferentes especies que ahí residen.

Es irónico recordar que los primeros productos plásticos fueron creados para proteger especies de elefantes que estaban siendo masacradas para la extracción de marfil debido al creciente interés por el billar. En 1863 un proveedor neoyorquino ofreció una recompensa a quien encontrara una solución a este problema y John Wesley fue quien en 1869 logró crear el primer producto plástico de la historia.

Tristemente este invento que buscaba reducir el impacto sobre el Planeta terminó dañándolo un poco más, porque si bien detuvo la matanza de elefantes en aquel momento, dio pie a la creación de un problema de contaminación en mantos acuíferos.

Para reducir este problema es importante disminuir el consumo de estos productos y  promover su reúso, recolección y reciclaje de manera responsable.

Como familia creen consciencia en su grupo cercano y de esta manera poco a poco se podrá detener este problema tan grave que incumbe a todos.

Si quieres más información, dale click aquí