Calcio para tener una niña, potasio para un niño

Elegir si tu bebé será niño o niña, aunque ha perdido la importancia que tenía antaño, sigue siendo una posibilidad que muchas mamás quisieran tener a su disposición, así se trate solo de una divertida curiosidad. De ahí que, según algunos estudios, la dieta de una madre influya notablemente en el sexo que desarrolla el bebé en el vientre materno. De acuerdo con estas investigaciones, la dieta de las madres que dieron a luz a un niño incluyó durante la gestación grandes cantidades de sodio y potasio y, por otro lado, quienes parieron a una niña consumieron mucho más calcio y magnesio. Los alimentos ricos en potasio son los plátanos, champiñones y lentejas. En cuanto al calcio, por supuesto los lácteos, pero también las berenjenas, el betabel, las zanahorias y los pepinos. Sea como fuere, garanticen o no resultados estas investigaciones y sin que el sexo de tu bebé importe tanto como su salud y su desarrollo óptimo, sin duda una dieta balanceada asegurará el bienestar de ambos.