Comer bajo una luz y música suave ayuda a consumir menos calorías

Un estudio realizado en la Universidad de Cornell en Nueva York, Estados Unidos, reveló que la iluminación suave y la música son factores para comer menos calorías al asistir a un restaurante, además de disfrutar más al ingerir tus alimentos.



Para el estudio, publicado en la revista Psychological, los investigadores modificaron un restaurante de modo que había una parte invariable del comedor y una parte del comedor donde se suavizaron la música y la iluminación. 33 se sentaron en la sala principal, mientras que 29 se sentaron en el comedor modificado.

Ambos grupos de personas ordenaron la misma cantidad de alimentos, pero las personas que se sentaron en el comedor modificado comieron más y con mayor rapidez, por lo que consumieron más calorías, lo cual no sucedió en el ambiente relejado, donde los comensales ingirieron sus alimentos de manera más calmada y, por lo mismo, alcanzaron la satisfacción con una cantidad razonable.

“Estos resultados sugieren que un ambiente más relajado aumenta la satisfacción y reduce el consumo”, dijo Brian Wansink, experto en costumbres al comer y director de Alimentos de Cornell y Brand Lab.

Si vas a comer a un restaurante pon más atención en los detalles del lugar y sabrás qué tanto comerás ese día y qué tan a gusto te la vas a pasar —de la compañía ya te encargas tú.