“Doctores” cuyo tratamiento para los niños autistas son los exorcismos

En 2004, el “ministro” Ray Anthony Hemphill fue detenido por haber matado a un niño autista de 8 años, Terrance Cottrell Jr, que pesaba más de 71 kilos. Hemphill dijo a la policía que estaba intentando exorcizar al niño, por eso se sentaba hasta dos horas sobre su pecho y susurraba al oído a los demonios que abandonaran ese cuerpo.

Este hombre decidió apelar el dictamen, y en Agosto de 2006 fue liberado. 



Años después, Jeff Bradstreet, un doctor DAN! y un ferviente creyente de que los exorcismos pueden curar a los pacientes con autismo, fue un “testigo experto” en el caso Autism Omnibus, donde se discutieron miles de demandas sobre los tratamientos que causaron o empeoraron autismo en infantes.

Además, parece ser que Jo Pike, de la Asociación Nacional de Autismo, en 2006 afirmó sobre Bradstreet: “He hablado con los padres que me han dicho que sus hijos han mejorado dramáticamente y que le dan todo el crédito a su oficio. Lo importante es el resultado final y parece que está ayudando a muchas familias”. 

Personas preocupadas por esta situación han hecho notar la enorme cantidad de doctores DAN!  cuyas licencias médicas han sido suspendidas, o cuyos títulos son de dudosa procedencia, o que han seguido procedimientos poco usuales, por ejemplo, exorcismos, y que han recomendado a otras personas o médicos de hacer lo mismo.

Hay que recordar que los doctores DAN! son quienes piensan que el autismo es un desorden biomédico, es decir, que las causas podrían ser desde alergias a alimentos, deficiencias inmunes o hasta diferencias en el cerebro o en el contenido genético.

Bien se sabe que no hay que generalizar. Obviamente no todos los médicos siguen los mismos procedimientos, y cada padre tiene la decisión final de a quién sí y a quién no van a encargar el cuidado de sus hijos. Esta nota sólo tiene el propósito de informar una situación que se sigue presentando en años recientes, a pesar de que el autismo es una de las enfermedades más delicadas y frecuentes de nuestros días.  

[leftbrainrightbrain]