Lava tu cabello con bicarbonato para un brillo natural

Los champús industriales tienen la desventaja de lavar la grasa que produce naturalmente tu cabello.

Para contrarrestar este efecto te recomendamos lavarlo con una mezcla de bicarbonato de sodio, 1 cucharada de bicarbonato por 5 cucharadas de agua,  en cantidad suficiente para cubrir tu cabello, preferentemente cada vez que lo laves (es decir, procura no guardar para ocasiones próximas).



El beneficio de esta técnica es que dejarás que tu cabello brille naturalmente, aprovechando la grasa que se produce en el cuero cabelludo. Por esta razón es posible que los primeros días sientas tu cabello un poco más graso de lo usual, esto en tanto recupera sus niveles de producción naturales.