Estudios Disney en 1938: “Ninguna mujer ocupa los puestos creativos”

En 1937 una joven artista quedó cautivada por uno de los filmes más emblemáticos en el mundo de la animación: Blancanieves y los siete enanos.

Un usuario de Flickr subió la carta de rechazo que Disney envió a su abuela cuando ésta pidió un puesto creativo en los estudios de dicha compañía.  La respuesta que recibió es un testimonio de la difícil situación laboral de las mujeres profesionales en aquel tiempo: “Las mujeres no hacen ningún trabajo creativo conectado con la animación. Esos puestos están completamente ocupados por hombres. Por esta razón, las mujeres no están consideradas para escuela de entrenamiento./El único trabajo disponible para las mujeres consiste en trazar los personajes en hojas transparentes de celuloide con tinta y pintarlas al reverso de acuerdo con las instrucciones./ Para solicitar un puesto de entintadora o pintora hay que presentarse en los estudios y traer muestras de trabajo en tinta y acuarela. No sería recomendable que viniera a Hollywood sólo por esa razón, ya que hay muy pocas vacantes considerando el número de mujeres que las solicitan.”

Afortunadamente los tiempos han cambiado y ahora las mujeres ocupan puestos creativos. En el cortometraje-documental How Walt Disney Cartoons Are Made podrás ver cómo las mujeres son quienes se ocupan del entintado.

[open culture]