Claudia Lizaldi

Un ritual mágico para darle la bienvenida al 2014

  • La compasión es un regalo que sólo nos podemos dar nosotros mismos, su magia nos permite entender los motivos del otro, entender de dónde viene y por qué reacciona como reacciona, habla, piensa, porque actúa como lo hace

IMG_4700.jpg

IMG_4700Como cada nuevo ciclo, el 2014, esta llegando lleno deseos, emociones y objetivos por cumplir, también se acerca lleno de dudas, han sido años de cambios trascendentales en todos los niveles. La tensión social es grande, el descontento de una mayoría oprimida y desencantada cada vez más popular, el desorden despidió el 2013 y no tendríamos por qué creer que sólo por desearlo el 2014 va a componer todo esto…

Sin duda tendremos que poner en marcha algunos trucos de magia para lograr avanzar en medio de todos estos cambios: consciencia, compasión y agradecimiento son los ingredientes que vamos a necesitar en este ritual: 

La consciencia de que el orden no puede reconocerse desde una mente limitada, cuando observamos las situaciones demasiado cerca pareciera que no habrá solución, sino ganamos perspectiva y, esto es posible al ampliar nuestra consciencia, no seremos capaces de darle una oportunidad al presente llenos de confianza y la confianza es un factor indispensable para lograr cualquier deseo, meta o sueño que tengamos.

La compasión es un regalo que sólo nos podemos dar nosotros mismos, su magia nos permite entender los motivos del otro, entender de dónde viene y por qué reacciona como reacciona, habla, piensa, por qué actúa como lo hace, con esa capacidad de comprender el mundo que nos rodea la serenidad se apodera de nuestro corazón, y es así, con un corazón sereno que el camino vuelve a tener sentido, que podemos reconocer la perfección que nos rodea y con ese reconocimiento podemos crear con fe, crear con serenidad, que no significa parsimonia, o simular que no pasa nada, al contrario desde un corazón sereno, lo que siempre habrá serán creaciones con certeza, lo que se manifiesta llevará poder en las entrañas…

Y el más importante de los ingredientes: El Agradecimiento, nadie puede crear algo que perdure y trascienda si no ha agradecido primero lo que le rodea, a quienes le rodean, lo que ha sido y ha dejado de ser, el agradecimiento siempre será el campo más fértil para la creación…

Hablar de un ritual mágico para generar la energía necesaria para atravesar a voluntad los miedos, las dudas, el desorden externo, las creencias que hoy están moviendo al mundo, no tiene nada de metafórico porque realmente necesitamos magia para mover nuestra propia consciencia, para agitar nuestro corazón y llenarlo de fuego sagrado, fuego creador, para seguir siendo inocentes en un mundo pervertido, y responder con amor a lo que hoy parece la realidad, con la certeza de que a la distancia se leerá de forma completamente diferente y que es entonces sólo un momento en la larga vida de este planeta… La magia se genera en acción, pongamos en acción La Consciencia, La Compasión y El Agradecimiento.

Desde el aquí y el ahora, con una fe renovada a voluntad, abrazos de año nuevo, de ciclo nuevo, de oportunidades nuevas por elección…

¡Feeeeeeliz 2014!

Claudia Lizaldi 

Artículo AnteriorPróximo Artículo
ESCRIBE UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alojado en Next.LA