Salud

¿Por qué la gente MUERE con el frío?

  • ¿Habías escuchado de un fenómeno llamado depresión navideña? Seguro has notado que diciembre es un mes en el que siempre escuchamos de la muerte de alguien o, desafortunadamente, perdemos a un ser cercano. El fin de año está vinculado a cerrar ciclos, a reflexionar, a tomar decisiones importantes, probablemente todo esto en una atmósfera de nostalgia.

El fin del año y el inicio del nuevo está lleno de risas, festejos, compartir en familia, regalos y la ilusión de tener una oportunidad para comenzar de nuevo. Pero, a pesar de todos estos hermosos sentimientos de amor y esperanza, todas las familias ven eclipsada una o varias Navidades o víspera de año nuevo debido a la pérdida de algún ser querido. ¿Porqué en diciembre aumenta el índice de mortalidad?

De acuerdo a un estudio realizado en Estados Unidos por la Universidad de California liderado por el sociólogo David P. Phillips, en donde se analizaron los certificados de defunción de los años 1975 al 2004, encontrando un aumento significativo de decesos durante diciembre en tres días en particular Navidad, el día después de Navidad y el día de Año Nuevo.

Las causas más comunes son problemas cardíacos, respiratorios y se reporta también un aumento en la atención de emergencias por accidentes (tránsito y domésticos). Se reporta también  un incremento en los casos de depresión y estrés. La llamada depresión navideña.

¿Qué tendrá diciembre que afecta de esta manera? Lo primero, usando sentido común es simple de explicar, los humanos somos seres que rigen sus actividades y vida en general marcados por ciclos, por esto es normal pensar que el subconsciente de algunos llega a fin de año y cerrando ciclos terminan este viaje que llamamos vida.

Se menciona también que el trajín de diciembre nos saca de nuestros hábitos, por lo que comenzamos a descuidarnos, si a esto le agregamos el posponer la visita al médico para próximo año, aún cuando nos sintamos muy mal, vamos fortaleciendo con nuestra decidía la estadística.

En el caso de nuestros abuelitos o adultos muy viejitos, hay que entender que la mayoría de personas con las que pasaban la Navidad, quizá ya no estén,  y cada año son más y más los que faltan. Por lo que tienden a vivir las fiestas con un sentimiento agridulce.

No sólo en Diciembre se vive este fenómeno, el estudio revela el efecto Aniversario, en caso de los hombres cierran su ciclo de vida un día después de su cumpleaños, las mujeres un día antes. Una prueba más de que nuestra energía (llamémosla alma, espíritu o los impulso electromagnéticos que nos mantienen vivos) y nuestro cuerpo buscan cerrar ciclos.

Diciembre nos gusta para dar, compartir, amar y perdonar, pero cualquier día es perfecto para agradecer por estar vivos, por hacer rendir cada día y para aportar nuestro legado. Amemos y vivamos plenamente este y todos nuestros días.

Artículo Anterior
ESCRIBE UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alojado en Next.LA