Claudia Lizaldi

“Operarme el busto o no, esa es la cuestión”

  • No lo sé, de verdad no soy el tipo de mujer que da todo por seguir siendo bella, joven, pero hoy que siento los cambios en mi cuerpo y rodeada de opciones y de opiniones, lo pienso, me lo pregunto…

operarme el busto

Me lo pregunto de verdad, tengo 38 años he amamantado a mis dos hijos, al mayor que hoy tiene 6 años por 3 y a mi hija le sigo dando pecho, tiene un año cinco meses, que estupidez pensarlo, pero lo pienso, aunque me he cuidado mucho por supuesto que la ley de gravedad ha hecho efectos, puedo celebrar que no tengo ninguna estría, la piel a base de aceites y una férrea disciplina para usarlos después del baño está hermosa, pero sin un brasier, ya no es lo mismo, y qué importa dirán los más intelectuales, los más espirituales y coincido ¡qué importa!. Lo más hermoso lo tengo, dos hijos sanos, un par de lactancias exitosas, ambas las he gozado, con mi hija sigo disfrutando estos momentos sagrados de conexión infinita en los que somos una misma, en los que al darle pecho aunque ya no es su principal fuente de alimento pues tiene un año cinco meses, sé que sigo siendo el lazo a su paz, el pecho es paz, su fuente infinita de apego a sus raíces, si así de pequeña tiene ya la conciencia de esa tierra fértil de la que partió y esa tierra es mi ser, mi cuerpo, mi vientre, los latidos de mi corazón son la música con la que acompañó nueve meses su creación y hoy que empieza su crianza regresar a tocar base es un regalo que amo poder darle…

Ahora volviendo al punto estúpido de mi análisis, una vez que termine de darle pecho, debería de operarme para levantarme de nuevo esto que a fuerza de la gravedad pierde su redondez, su juventud, debería de enfocarme en lo que he tenido y dejar ir lo que ya no es… “Envejecer con gracia”, no no me tiro al drama tengo 38 años soy joven, lo sé, lo siento, pero no tengo 20, ya no ese pecho firme que tal vez no valoré en su momento.

No lo sé, de verdad no soy el tipo de mujer que da todo por seguir siendo bella, joven, pero hoy que siento los cambios en mi cuerpo y rodeada de opciones y de opiniones, lo pienso, me lo pregunto, nunca he entrado a un quirófano, nunca me han operado ¡de nada!. ¿Qué se siente que te pongan anestesia?… Eso de dormir me atrae, tengo 17 meses haciendo colecho con Elah, duermo bastante poco y sería delicioso dormir un buen rato profundamente anestesiada, pero… ¡mientras un bisturí corta mi cuerpo para introducir un agente extraño a el por vanidad!, por seguir una imagen externa, un ideal de belleza ¡qué miedo!… Y más miedo que me lo pregunto, no lo he decidido, mentiría si dijera que soy tan avanzada, tan libre que nunca me pasó la idea por la mente, que ridícula pensarán muchos, bueno pues sí, humanamente ridícula, si, lo sé, hay tantas cosas realmente importantes en las que poner mi atención y yo paso estas horas de madrugada pensando ¿me operaré las tetas?. Pues lo pienso, no sé, tengo muchos meses para tontear con ésta idea pues me quedan aún muchos meses de lactancia, ¿conocen algún método para volver a levantar el pecho una vez que amamantamos?…

A ver intentaré ser más disciplinada con el ejercicio, tal vez la naturaleza me sorprenda, mientras eso sucede y me quedo dormida pensando estas tonterías abrazo a las mujeres con las que comparto pensamientos como este, abrazo a mi género tan juzgado por su apariencia y su edad porque por más inteligente y libre que pueda ser una mujer verse y más aún sentirse bella siempre será algo que aunque sea allá en el fondo perdido en un pequeñísimo rincón ocupará algo de sus pensamientos y que bueno, el balance, vivir en el centro es un regalo, uno que sólo podemos otorgarnos nosotros a nosotros mismos, a nosotras mismas.

Me voy a dormir, eso sí, con una sonrisa entre los labios de sólo pensar ésta idea, sólo por darme la oportunidad de relajarme y analizar mis deseos más humanos y ser una mujer que tal vez quiera operarse sólo para sentirse más joven, sólo para no usar brasier nunca más (esa idea me encanta), ser una mujer de 38 años que aunque tiene cosas fantásticas que pensar hoy se da permiso de pensar en ésta…  ¡Me opero o no me opero esa es la cuestión!

           Claudia Lizaldi Mijares
                mamanatural.tv
AMANDO SE ENTIENDE LA GENTE

Artículo AnteriorPróximo Artículo
ESCRIBE UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alojado en Next.LA