Nacimiento, Salud

Nuevas recomendaciones sobre el corte tardío del cordón umbilical

  • Nuevas recomendaciones sobre el corte tardío del cordón umbilical: estudios y estudios comprueban los beneficios de dejar intacto el cordón umbilical por varios minutos después de haber nacido el bebé.

Nuevas recomendaciones sobre el corte tardío del cordón umbilical: estudios y estudios comprueban los beneficios de dejar intacto el cordón umbilical por varios minutos después de haber nacido el bebé. A esta práctica se le llama “pinzamiento o corte tardío” del cordón umbilical. 

Esta semana el Colegio Americano de Obstetricia y Ginecología (ACOG) por sus siglas en inglés publicó nuevos lineamientos para sustentar que médicos y parteras esperen al menos entre 30 a 60 segundos para pinzar el cordón luego de haber nacido el bebé. Esta es la práctica sugerida en recién nacidos sanos.

“Se ha demostrado que el pinzamiento tardío del corón tiene beneficios de salud para el bebé nacido sano y en la mayoría de los casos no interfiere con los primeros cuidados del recién nacido, incluidos el secado y la limpieza del bebé, la estimulación si acaso es necesaria para iniciar respiración y el contacto piel con piel madre-bebé”, señaló en conferencia de prensa la Dra. María Ascola autora de los nuevos lineamientos de ACOG.

La recomendación puede no ser gran cosa sobre todo si se considera que es algo que ya arrojaba mucha evidencia de salud, pero sean segundos o minutos, retrasar el pinzamiento o el corte del cordón es una práctica que ha generado gran debate en la comunidad médica. Retrasar el pinzamiento del cordón favorece incluso a los bebés prematuros: reduce el riesgo de hemorragia cerebral hasta en un 50%, permitiendo el flujo de sangre de la placenta al bebé. En los bebés de término, el pinzamiento tardío del cordón se ha relacionado con mejor desarrollo neurológico a largo plazo y mejores niveles de hierro en la sangre. 

“La sangre lleva poco mas que glóbulos rojos; incluye importante nutrientes, hierro, anticuerpos y factores anticoagulantes”.

Cuando las circunstancias clínicas del nacimiento impiden retrasar el pinzamiento o el corte del cordón, se puede recurrir a ordeñar o exprimir el cordón, de tal manera que el cordón antes de ser cortado se ordeña manualmente hacia el bebé, esto a pesar de que los nuevos lineamientos de la ACOG no demuestran suficiente evidencia científica sobre los beneficios de esta práctica.

En realidad el cambio es mas de fondo que solo recomendar unos cuantos segundos o minutos retrasar el corte del cordón, es hacer consciencia sobre los beneficios de salud que representa esta nueva buena práctica recomendada al nacimiento tanto para bebés prematuros como para bebés de término.

Conocer los beneficios del corte tardío del cordón umbilical es importante:

  • Mejores niveles de hierro en la sangre
  • Bajo riesgo de anemia
  • Menos transfusiones de sangre requeridas
  • Menor incidencia de hemorragias intraventiculares

Dos minutos de retraso en el pinzamiento y corte del cordón al nacer (es decir; al menos mientras pulsa) incrementa la reserva de hierro del bebé entre 27-47 mg de hierro (lo equivalente a los requerimientos de hierro del infante de 1-2 meses).

El momento ideal para pinzar y cortar el cordón umbilical es hasta que este deje de pulsar o de latir y no antes, puede hacerse cuando el latido ha cesado o bien cuando ha nacido la placenta: esto asegura la adecuada transferencia del volumen de sangre mamá-bebé. Esto representa todavía mas beneficios de salud a los bebés prematuros o de bajo peso al nacer. 

Habla con tu proveedor de salud (obstetra, ginecólogo, pediatra…) pide que no corte el cordón umbilical antes de que haya cesado su latido. 

Foto via Nursing Crib

Artículo AnteriorPróximo Artículo
ESCRIBE UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alojado en Next.LA