Claudia Lizaldi

A las mujeres nos hace falta hacer tribu

  • Encontrar a tu Tribu es indispensable, es oxígeno, es paz, es poder, es una victoria, es un regalo, para ello hay que saber ser Tribu, amarte y poder entonces amar.

De encontrar a tu Tribu y otras bendiciones…

Me conmueve y fascina saber que tengo TRIBU que estoy rodeada y rodeo a mujeres poderosas llenas de convicciones claras que caminan con fuerza y que me apoyan y piden mi apoyo para seguir en paz y fuerza gozando la fiesta de la vida.

Me llena de felicidad conocer a estas mujeres y conocerme mejor en su espejo, mujeres que leen, que saben de lo que hablan, no sólo apoyadas en la ciencia porque en principio han aprendido a escuchar a su corazón y a seguir a su intuición.

Mujeres plenas, llenas de vida, mujeres que saben amar a otras mujeres y que no ven en ellas competencia alguna, sino que reconocen el poder infinito de la alianza entre mujeres.

Hablar entre nosotras de objetivos, de viajes, de comida, de amores y dolores, de sexo, del matrimonio, de los hombres y lo mucho que nos necesitamos unos a otros, de masajes, de partos, de lactancia, de los niños, de educación, de la educación que importa, hablar de planes y no de personas, entender a los que piensan diferente y aprender juntas de esas diferencias, hablar de pasiones, de empresas, de fundaciones, de posibilidades y no de quejas ni lamentos…

Bendecir sus caminos, celebrar sus victorias, adorar a sus hijos, verlas madurar y agradecerle a dios su existencia, su vida.

Encontrar a tu Tribu es indispensable, es oxígeno, es paz, es poder, es una victoria, es un regalo, para ello hay que saber ser Tribu, amarte y poder entonces amar, no sin cuestionamientos, no sin roces, no sin diferencias, amar cerca o lejos, amar sin necesitar, amar por amar, estar de verdad, con toda tu energía, con toda tu fuerza, si algo hemos perdido en estas prisas citadinas, es esta capacidad de estar para el otro y a nosotras las mujeres nos hace y siempre nos hará falta la TRIBU, resonar con fuerza en otras mujeres, nunca es tarde para re encontrarnos para empoderarnos y para convocar con fuerza nuestro poder creador y hacer de nuestro paso por la tierra una bella aventura compartida…

Seamos capaces de reconocer que solas es poco por mucho que parezca lo que podemos lograr, seamos humildes para reconocernos unas a otras como seres maravillosos y perfectos en constante evolución, seamos honestas al hablar, aunque eso cueste la distancia, porque entonces un día estaremos de vuelta más grandes, más maduras en mejores versiones, seamos TRIBU, hagamos TRIBU, estemos en las conversaciones sin teléfonos, sin chismes, dispuestas a la vida, a la creación a la verdad, hagamos por voluntad ceremonias y rituales, cantemos juntas, bordemos juntas la hermosa vida, caminemos de la mano con fuerza en este mundo que clama la paz que desde el vientre nosotras podemos darle.

Gracias Karla, Paola, Martita, Fernanda, Ana, Olga, Eréndira, Carla, Denisse, Siobhan, Bombon, Esmeralda, Fernanda, Alejandra, Nancy, Verónica, Esther, Regina, Claudia, Silvia, Fátima, Mónica, Iliana, Gabriela, gracias Ivonne, Guille, Lelise, Lizzette, gracias Mojarrita, Inés, Sandra, Ana Jose, gracias Sara, Erika, gracias Miriam, Karla Iberia, Estefania, Lorena, Ana Paula, Naga, Michelle, Raquel, Damayanti, Pamela, Nuria, Glenda, Magnolia, Laura, Karina, Yolanda, Hainna, Adriana, Mariana, Cecilia, Ximena, Sabrina, Zarina, Michelle, Zazil, Arlette, Pau, Ana Pau, Rawvana, Sethare, Carla, Larisa y Olivia…, mi TRIBU, mis DIOSAS, ustedes cerquita o lejos han sido y son inspiración, luz, bendición, las veo y me veo, las escucho y aprendo, las entiendo y bajo la cabeza voy a mi corazón y amo su vida y entonces la mía…

VIVAN LAS DIOSAS, viva la TRIBU, VIVA EL AMOR ENTRE MUJERES!!!

Claudia Lizaldi Mijares

Twitter de la autora: @ClaudiaLizaldi

Amando se entiende la gente.

Artículo AnteriorPróximo Artículo

Alojado en Next.LA