Salud, Salud Alternativa

5 minerales que necesitas para reducir los síntomas de la depresión

  • La tristeza mayor, definida como depresión, puede generarse por un desequilibrio hormonal o neurológico, una pérdida reciente, problemas para dormir, medicamentos…

depresión

La tristeza, entre alegría, amor, miedo, enojo y estrés, es una de las principales emociones que cuentan con la habilidad de alterar tanto negativa como positivamente una vida, una amistad, una pareja, una familia. Su presencia, dentro de lo que cabe, es necesaria para identificar aquellas sensaciones placenteras de las displacenteras, de las que causan bienestar de las que nos incomodan; y así tomar acciones eficaces, según nuestros respectivos proceso de sanación, para un mejor estado integral.

Desgraciadamente, ante la falta de información correcta, no siempre contamos con las herramientas adecuadas para enfrentar esta emoción. En consecuencia, la tristeza se propaga por el cuerpo como un veneno que paulatinamente va matando cada sueño, alegría y placer en nuestro cuerpo. Cuando nos sentimos deprimidos, nos sentimos completamente cansados, cambiamos nuestros patrones de alimentación y de sueño (exageramos o anulamos), tanto pensamientos como movimientos se vuelven lentos o agitados, dejamos de sentir placer por las actividades cotidianas (psicastenia), podemos sentirnos inútiles, llenos de enojo, odio y culpa, abandonados y desesperados. En caso que la tristeza se torne grave, hay ocasiones en que se fantasea (o se asume el papel) con el suicidio.

sadness_1920x1200

Esta tristeza mayor, definida como depresión, puede generarse por un desequilibrio hormonal o neurológico, una pérdida reciente, problemas para dormir, medicamentos, dolor prolongado, ciertos tipos de cáncer, enfermedades como el hipotiroidismo, estrés prolongado, maltrato o rechazo, aislamiento, entre otros. Por lo que es necesario recordar que es un síntoma de nuestro estado emocional, al cual necesitamos cuidar como cuidamos a nuestro cuerpo. No es razón para avergonzarnos de nuestras emociones, ya que es una situación bastante común en la actualidad. Y por consiguiente, hay diversos modos de tratar a la depresión; entre ellos, se encuentra el tratamiento psicológico, farmacológico o inclusive con cambios de rutina y mucha introspección.

La comida puede ser una técnica para tratar este tipo de alteraciones emocionales. Desde una posición hedonista, donde a través de la comida se puede experimentar grandes placeres de la vida, hasta una posición médica donde los nutrientes de los alimentos pueden fortalecer el sistema endócrino y alterar positivamente nuestro estado de ánimo.

Por esta razón, te compartimos los minerales que necesitas consumir para disminuir la tristeza:

  • Cromo en pequeñas dosis. Lo puedes encontrar en el brócoli, papas o pavo. Sin este mineral, el cerebro produce niveles menores de serotonina, melatonina y norepinefrina, disminuyendo la habilidad de estabilizar estados de ánimo y emociones.
  • Hierro esencial para el transporte de oxígenos, fortalecimiento del músculo y aumento de los niveles de energía. De hecho, ante su ausencia, es probable sentir fatiga, apatía y depresión. Lo puedes encontrar en lentejas, carne de res y en la soya.
  • Zinc indispensable en el cuerpo para proteger al sistema inmunológico, ya que fomenta una respuesta antidepresiva. Encuéntralo en las semillas de girasol o en el queso suizo.
  • Magnesio reduce la irritabilidad, la confusión mental, la fatiga y los niveles altos de estrés, al aumentar los niveles de serotonina (y por tanto, de la felicidad). Las espinacas y el edamame son buenas fuentes del magnesio.
  • Potasio ayuda a potencializar los iones en las células, lo cual permite sentirte libre de este estado letárgico depresivo. Ayuda a prevenir las fluctuaciones emocionales, e inclusive hasta signos de una crisis psicótica. Lo encuentras en los plátanos.

 

Artículo AnteriorPróximo Artículo
ESCRIBE UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Alojado en Next.LA