Crianza, Educación, Karla Lara

La ONU prohibe hacer las tareas escolares

  • A la fecha y con lo estudios realizados no existe evidencia de que las tareas ayuden a los niños a ser mejores estudiantes.

tareas escolares

Ya me he plantado antes con mi postura acerca de que mis hijos tienen permiso de “No hacer la tarea”. Para mi sorpresa, recientemente ha circulado en las redes sociales la noticia de que la ONU a desaconsejado que los niños hagan tareas en casa.

Revisando mas a fondo, la información lo que encontré fue que se han realizado diversos experimentos para determinar si hacer tareas es efectivo o no a la hora de aprender, por ejemplo, se ha comprobado que alumnos que dedican 1 hora de su día a hacer tareas en casa son mejores estudiantes que aquellos que suelen dedicar 4 horas. Lo que significa que estos estudiantes prácticamente pierden 3 horas de su tiempo al día.

Afortunadamente la OMS, a través de sus representantes en la Organización de las Naciones Unidas, están llevando a cabo las peticiones necesarias para eliminar por completo las tareas escolares, esto es porque también recientemente Harris Cooper, prestigiado profesor de la Universidad de Duke declaró: “No hemos encontrado evidencia de que las tareas ayuden a los niños a ser mejor estudiantes”. 

Ningún empleado después de trabajar 8 horas diarias o mas en jornadas “ordinarias de trabajo” tiene o debe llevar trabajo a casa, o en sus vacaciones o para su fin de semana y si acaso lo hace, o lo tiene que hacer, atiende a dos razones: porque quiere o porque se lo piden a cambio de una remuneración extra, sin embargo; nuestros niños si “tienen” que hacerlo y si no, bueno… hay una serie de consecuencias académicas a pesar de que sigue sin existir explicación que justifique por qué cuando vamos a la escuela necesitemos hacer tareas. 

Desde 1989 diferentes estudios han revelado que los alumnos comprenden de mejor forma el trabajo que realizan dentro del salón de clases, además, las tareas y trabajos que les piden para hacer en su casa les quitan valioso tiempo para desarrollar otras actividades que son igual de importantes para su crecimiento. Así mismo, el profesor Etta Kralovec de la Universidad de Arizona concuerda con los resultados de dicha investigación “Las tareas que los profesores a veces dejamos a nuestros alumnos en realidad no representan ningún beneficio para ellos”.

Afortunadamente la Organización Mundial de la Salud (OMS), a través de sus representantes en la Organización de las Naciones Unidas, están llevando a cabo las peticiones necesarias para eliminar por completo las tareas escolares de todos los sistemas educativos registrados. La investigación demuestra que el estudiante que deja de hacer tarea en su casa recupera su alegría por el estudio y se transforma en una persona feliz. Los niños aprenden mejor desde la curiosidad, desde la pasión, desde el interés, cuando algo les es impuesto se desencantan y lo comienzan a ver como una obligación que no disfrutan.

Aprender jugando, aprender de la vida con las actividades cotidianas del día a día es la mejor manera de aprender,  a la fecha y con lo estudios realizados no existe evidencia de que las tareas ayuden a los niños a ser mejores estudiantes.

Hace todo el sentido dejar de ver y de hacer la tarea como algo impuesto y en cambio tener tiempo para la convivencia familiar, para las tareas domésticas, para el encuentro con los amigos, para el juego creativo, para el descanso incluso…

Nos toca a los padres analizar si la educación que reciben nuestros hijos hace sentido con su formación y con su desarrollo y sobre todo si los hace felices, porque la felicidad se elige y se aprende y el mundo necesita mas personas felices para disfrutar y crear en la vida.

Karla Lara

@KarlaDoula

tareas escolares
Artículo AnteriorPróximo Artículo

Alojado en Next.LA